• Deakos

Hamamelis virginiana

El Hamamelis (Hamamelis virginiana L., 1753) es una planta nativa de la familia Hamamelidaceae las regiones del este de los Estados Unidos y Canadá que también se cultiva ampliamente en Europa. Las propiedades curativas de la decocción de Hamamelis ya eran conocidas por los nativos americanos en el siglo XIX, quienes la usaban para tratar las heridas. La historia dice que el destilado obtenido de las hojas fue utilizado por los colonos europeos contra las quemaduras solares y la irritación ocular después de una larga exposición a la luz. Las principales sustancias biológicamente activas presentes en el extracto son: flavonoides, taninos, galotaninos, catequinas, proantocianidoli, saponinas aceite esencial, (en la hoja), mucílagos, principio amargo, heterósidos de quercetol. La mayor actividad documentada es aquella dada por los taninos, dotados de las siguientes propiedades: descongestiva, astringente y hemostática. También son útiles contra hemorroides, varices y flebitis. Algunos estudios experimentales han demostrado que el uso tópico de Hamamelis ayuda a desarrollar una acción astringente y hemostática local a nivel de la microcirculación capilar periférica, acción fundamental para ayudar al proceso de curación. El extracto de esta planta officinal promueve el crecimiento de células epiteliales y acelera el proceso de curación de heridas y excoriaciones, de forma similar a lo que se ha observado para Morinda citrifolia. Excelentes resultados se han obtenido con la aplicación de crema de Hamamelis también en pediatría, en la delicada piel de los niños ya que la aplicación preventiva permite formar una capa sutil de las sustancias con una acción protectora por la agresión bacteriana.


1 visualizzazione